Cargando...

Perder peso

Motivacion
Muy probablemente, la diferencia principal entre las personas con sobrepeso y las que no lo tienen se centre en aspectos psicológicos. Frecuentemente se dice que una persona tiene una gran fuerza de voluntad cuando ha superado algún problema; en este sentido, puede parecer que la fuerza de voluntad supone una capacidad interior innata: o se tiene o no se tiene, y si no se tiene, no hay nada que hacer. Esta manera de pensar es la responsable de que un gran porcentaje de esfuerzos de autocontrol no den sus frutos o sean abandonados con relativa rapidez. Lo que habitualmente se entiende por fuerza de voluntad no es otra cosa que habilidades de autocontrol. La motivación que lleva a una persona a ejercer habilidades de autocontrol parece ser una combinación de varios factores, entre los que destacan por su importancia: •El valor del cambio anticipado (por ejemplo: la salud, la apariencia personal, la aceptación social, etc.). •La confianza en su capacidad de control. Si una persona da una alta valoración a algún cambio y tiene confianza en que el cambio se pueda realizar, su motivación es, generalmente, fuerte. Conviene resaltar que uno de los factores más importantes en la motivación personal es lo que la persona se dice a sí misma. Quien guarda una dieta puede influir enormemente en su motivación con sólo cambiar el contenido de sus monólogos privados. Así, alguien que piensa continuamente “esto no va a funcionar” puede, de hecho, disminuir su propia motivación para intentarlo. El que una persona pueda ejercer alguna influencia sobre su propia motivación es un hecho muy importante que conviene tener presente. Es bueno observar qué te dices a ti mismo/a e intentar hacer que esos mensajes se conviertan en las palabras de alguien que te aprecia y quiere ayudarte a que consigas tus objetivos. Confía en ti, puedes hacerlo, y si necesitas ayuda, pídela. Hay que tomar decisiones para seguir adelante en lo que te has propuesto. Isabel Rubió Psicología IntraObes