Cargando...

El portavoz de la Sociedad Española de Reumatología (SER) y jefe del Servicio de Reumatología del Hospital General Universitario de Guadalajara, Jesús Tornero Molina, ha explicado que la obesidad es uno de los desencadenantes de la artrosis de rodilla, una enfermedad padecida por el diez por ciento de la población mayor de 18 años. Por este motivo, ha apostado por evitar llevar una vida sedentaria y una dieta equilibrada. Precisamente, este miércoles se celebra el Día Mundial de la Artrosis. El portavoz de la Sociedad Española de Reumatología (SER) y jefe del Servicio de Reumatología del Hospital General Universitario de Guadalajara, Jesús Tornero Molina, ha explicado que la obesidad es uno de los desencadenantes de la artrosis de rodilla, una enfermedad padecida por el diez por ciento de la población mayor de 18 años. Por este motivo, ha apostado por evitar llevar una vida sedentaria y una dieta equilibrada. Precisamente, este miércoles se celebra el Día Mundial de la Artrosis. Tornero ha explicado que las mujeres de edad media son más propensas a sufrir artrosis de rodilla como consecuencia de los cambios hormonales fruto de la menopausia, que fomentan el aumento del peso corporal, clave a la hora de desarrollar esta enfermedad. El portavoz de SER, que ha lamentado que no exista "como en otras enfermedades" una detección precoz que alerte del posible padecimiento en el fututo de esta enfermedad, ha informado de que se debe evitar fumar y llevar una vida sedentaria para ayudar a que no se produzca este deterioro en las articulaciones. De esta manera, ha abogado por tener una "vida saludable" que incluya una "dieta variada" y "ejercicio moderado". MÁS EN MUJERES QUE EN HOMBRES Por el contrario, el caso de la artrosis de dedos, padecido por el seis por ciento de la población española mayor de 18 años, tiene influencia genética y, por lo tanto, es más probable padecer si se cuenta con antecedentes familiares En general, este experto ha explicado que la artrosis se da más en mujeres que en hombres salvo en el caso de agricultores o trabajadores que tengan que soportar cargas muy pesadas y que pueden llegar a padecer artrosis de mano. En relación a los primeros síntomas que experimenta el paciente de artrosis, ha indicado que suele aparecer en la rodilla, en el dedo de las manos y en el dedo gordo del pie un "dolor mecánico", que surge cuando se mueve, al ponerse de pie o andar. El representante ha explicado que uno de los retos que plantea la artrosis es el de encontrar un "tratamiento eficaz" para aplicar cuando la enfermedad ya este en fase avanzada. No obstante, ha destacado el carácter "sintomático" de los tratamientos actuales, que pasan por seguir una terapia física y tomar medicamentos. Aunque en algunas ocasiones es necesario realizar operaciones de prótesis en rodillas y caderas que son, a su juicio, muy eficaces. Asimismo, Tornero ha explicado además que están investigando las sustancias que deterioran el cartílago para bloquearlas desde el punto de vista terapeuta.