Cargando...

Psicologia

Psicologia
¿Comes de forma automática? Si empezar y terminar de comer te da la impresión de que forman parte de un mismo momento, es porque lo que ha sucedido en medio, te ha pasado desapercibido. Tu mente estaba distraída. Cuantas veces vas andando por la calle, por la ruta habitual o que te es familiar, y desconectas? Al finalizar el trayecto, te percatas de que no has visto que han puesto una tienda nueva y que además las hojas de los árboles ahora estaban en el suelo, por ejemplo. Bien esto nos pasa a todos la mayoría del tiempo, cuando hacemos cosas de manera automática, sin prestar atención a lo que tenemos delante de nuestros ojos o de nuestros sentidos. La meditación budista Zen ya se percató de este modo de funcionar, “modo hacer” de nuestra mente, en el que funcionamos haciendo ciertas cosas, pero nuestra mente está dispersa saltando de pensamiento en pensamiento sin percatarse de lo que tiene delante, por ejemplo ver esa tienda nueva en nuestro barrio u oler las flores al pasar por una floristería. Así que se centró en contraposición, a entrenar a la mente para que estuviera el mayor tiempo posible en el “modo ser”, en el que se está presente allí donde se esté. A esto, a estar prestando atención al momento presente, nos ayudan nuestros sentidos (vista, olfato, tacto, oído y gusto), ya que lo que ellos te transmiten forma parte del presente y hacen como de ancla en el AQUÍ Y AHORA en contraposición a dejarte llevar por la mente, que como hemos dicho va saltando de pensamiento en pensamiento cual mono que salta de rama en rama. Bien, pues meditar no es más que esto, estar en el presente ayudándote de tus sentidos físicos. Por ejemplo si estas comiendo puedes preguntarte ¿a qué huele este alimento? A qué sabe? etc, explorando así la comida con una actitud de curiosidad, dejando que sean tus sentidos los que te contesten (ej “es un olor muy particular el que ahora siento”) y no por tu mente con pensamientos asociados a esa comida (ej “esta comida es la misma que la del otro día y no hay nada de nuevo”). Esta actitud de curiosidad y de Mente de principiante (explorar con los sentidos como si fuera la primera vez que lo experimentas) te ayuda a ser consciente del presente, y entrar en el “modo ser” vs. “modo hacer”. Eso sí, nuestra mente nos intentará distraer, por ser su forma habitual de funcionamiento, con pensamientos acerca del pasado, presente y futuro, pero nosotros lo entrenaremos para que aprenda a dejarnos percibir lo que tenemos entre manos, ¿cómo? Pues atendiendo a los sentidos, para no perdernos el presente, y diciéndoles a esos pensamientos que ahora no los podemos atender, que se marchen sin más, volviendo así al anclaje de nuestros sentidos, al ahora. Claro, si yo no atiendo ahora al plato de comida que tengo delante, y voy con el piloto automático de morder y tragar, no saboreando los alimentos, ¡me los estoy perdiendo! Y encima estoy comiendo rápido, con lo cual me puede pasar que me atragante o note dolor en el tracto digestivo, o que coma en 5 minutos!. Comer rápido, hace que no le prepares el alimento al estómago para su digestión y que ésta sea más pesada, recuerda que LA DIGESTIÓN EMPIEZA EN LA BOCA, porque allí la saliva ya empieza a romper las moléculas de los alimentos y las prepara para ser digeridas en el estómago, por eso es recomendable tragar cuando te des cuenta de que el alimento está bien masticado. Por otro lado, para que notemos la señal de saciedad, esto es la señal que envía nuestro estómago a nuestro cerebro cuando ya hay un peso en éste y te informa de que has comido suficiente, tarda unos 25 minutos!, si comes en menos tiempo puede que comas más porque no le has dado tiempo a tu estómago de que envíe tal señal. Deja que tu estómago se comunique contigo, sólo hay que seguir sus reglas (tardar un tiempo prudencial comiendo) y estar atento al mensaje!. Bien, pues nosotros en IntraObes incidimos mucho en este pilar básico para comer adecuadamente, la velocidad de ingesta. Si quieres saber cómo puedes enfocar una comida para saborearla y alargarla, pincha en este enlace y podrás oír un audio que hemos confeccionado para ti. https://dl.dropbox.com/u/84124862/Meditaci%C3%B3n%20centrada%20en%20la%20comida.MP3 Ponlo en marcha en tu siguiente comida, date tiempo para degustar la comida llevándote a la boca trocitos pequeños del alimento, alárgalo mínimo 25 minutos en total y pregúntale a tu estómago si está saciado. Si te dice que sí, hazle caso, y si te queda algo de comida en el plato déjala allí, dando así por finalizada la comida. Estas son las claves para comer adecuadamente y conseguir tener una mejor digestión, comer menos y saborear la comida. Aquí puedes compartir tu experiencia. Isabel Rubió Psicología IntraObes