Cargando...

Comprar alimentos saludables

Comprar alimentos saludables
¿sabemos lo que comemos? Al comprar alimentos seis de cada diez consumidores no leemos esta información, lo que equivale a comprar a ciegas porque se desconoce: Qué se está eligiendo. La etiqueta contiene las características reales del alimento y nos muestra si nos conviene ese producto para tener una dieta equilibrada. Se desconoce también su información práctica. Se refiere a su conservación, qué hacer una vez abierto el envase, su modo de preparación… De momento ya vemos que merece la pena mirar la etiqueta ¿verdad?Respecto al etiquetado y su relación con la salud ¿en qué debemos fijarnos?Lo que siempre debe aparecer en el envase. OBLIGATORIOSegún la legislación vigente es obligatorio indicar en el envase o en la etiqueta del envase del producto alimenticio varios aspectos:
  • Los ingredientes que contiene.
  • Los alergenos conocidos (en el caso de tenerlos).
  • Las características físicas del alimento o el tratamiento específico al que ha sido sometido (por ejemplo: congelado, en polvo, ahumado, uperizado –UHT, concentrado etc.).
  • El peso neto del producto preenvasado.
  • Las instrucciones de uso que sean necesarias y forma de almacenamiento, así como el nombre y dirección del fabricante.
  • También debe llevar una fecha tras la indicación “consumir preferentemente antes de…” o una “fecha de caducidad…”.
  • Las bebidas alcohólicas deben indicar la cantidad de alcohol que contiene por volumen en la etiqueta.
También puede aparecer información VOLUNTARIAAdemás de esta información, la industria de la alimentación proporciona voluntariamente el etiquetado nutricional a los consumidores donde se pretende que éstos mejoren su comprensión sobre la contribución de cada producto al logro de una dieta equilibrada. Este etiquetado incluye información sobre:
EnergíaAzúcarProteínaGrasa saturada
CarbohidratosFibraGrasasSodio (sal)
El envase también puede contener determinadas declaraciones nutricionales o de salud. Éstas declaraciones se utilizan para presentar cierto productos como poseedores de una propiedad adicional beneficiosa para la salud o la nutrición. Por ejemplo:
  • “fuente de”
  • “sin”
  • “alto contenido de”
  • “bajo contenido de”
  • “contenido reducido de” calorías u otro nutriente en particular
  • “reducción de riesgo d enfermedades”
y deben cumplir una serie de requisitos legales. Raquel Giner Nutricionista Fuente: FESNAD (Federación Española de Sociedades de Nutrición, Alimentación y Dietética) 2010. www.fesnad.org